18 diciembre 2013

TKSat-1: Costos de servicios de telecomunicaciones no rebajarán en el área urbana.


Costos de servicios no rebajarán en el área urbana. -   Agencias Agencia
Costos de servicios no rebajarán en el área urbana. - Agencias Agencia

El costo de los servicios de Internet, telefonía y televisión por cable no se reducirían en las áreas urbanas de Bolivia con la puesta en órbita del satélite Túpac Katari, pues estos servicios son cubiertos por la tecnología de la fibra óptica que resulta mucho más barata que la satelital, aseguró el exgerente general de Comteco, Fernando Gamboa, quien además explicó que -en cambio- el satélite es la única alternativa para democratizar el acceso  a las telecomunicaciones en el área rural.

“Ese es un aspecto importante de aclarar porque en ninguna circunstancia el costo del servicio satelital es más barato que el costo de la fibra óptica (que está ya siendo implementada en nuestro país). Definitivamente la fibra óptica por sus características de llegada y tecnología; por la magnitud del ancho de banda que mueve es más barata que la tecnología satelital. No podemos esperar que el costo de los servicios de Internet y cable bajen en la ciudad”, aclaró.

Gamboa explicó que para el desarrollo de las comunicaciones existen dos tecnologías “de punta” que se usan mayormente. La primera la tecnología de la fibra óptica que permite atender las ciudades densamente pobladas, donde a través de la fibra se pueden recibir importantes volúmenes de datos, se puede realizar voz, Internet y también señales de televisión. Sin embargo, para áreas rurales, alejadas y dispersas que tiene nuestro país, la fibra óptica termina siendo una solución muy costosa y prácticamente es inaccesible por el despliegue que se requiere para llegar a lugares que tienen un número muy reducido de usuarios.

“Para poblaciones alejadas y dispersas  en diferentes países se ha utilizado la alternativa satelital. Yo estoy convencido que se van a atender demandas de las poblaciones rurales que se verán más beneficiadas con este nuevo emprendimiento”.

Durante un tiempo la puesta en órbita del satélite boliviano fue asociado con la disminución del costo en los servicios, más que en el acceso; sin embargo, el proyecto está pensado en llegar a quienes no tienen acceso a ninguno de estos servicios y con ello reducir la brecha digital existente en Bolivia, dijo por su parte, el director de Electrónica del Grupo Jala Soft, Marco Paredes.

“Con seguridad cuando se ha realizado el estudio del lanzamiento se ha pensado en reducir la brecha tecnológica que tradicionalmente ha separado a Bolivia de los países más avanzados”, acotó.

Para Gamboa, a través de poder llegar a las áreas rurales se podrá cubrir la educación en nuevas tecnologías  y los bachilleres tendrán mejores oportunidades a la hora de optar por una profesión.  “Creo que uno de los grandes problemas que afecta a Bolivia es el analfabetismo digital, es importante que esta brecha se vaya salvando porque de otra manera no podemos esperar que nuestros bachilleres de las áreas rurales puedan estar a la altura de bachilleres de las áreas urbanas en el momento en que tienen que optar por una profesión” dijo.

En cuando a la telefonía móvil y el Internet satelital el Túpac Katari podría ser una opción; sin embargo los proveedores todavía aguardan la oferta del Gobierno en cuanto al uso de su satélite para poder evaluar los costos y si esto permitiría una rebaja a la población en general.

La gerente nacional de Comunicación de Tigo, Nadia Eid aseguró al respecto que todavía están aguardando pese a que ya se tiene un panorama.

Aunque al respecto el director general interino de la Agencia Boliviana Espacial (ABE), Iván Zambrana, explicó a El Deber que no será mucho menor pues existen estándares internacionales que se deben cumplir. "No podemos bajarnos mucho, el mismo satélite tiene que pagar la inversión que se está haciendo, se debe pagar un crédito" dijo.

OPINIONES

Fernando Gamboa, Exgerente General Comteco

"No podemos esperar que el costo de los servicios de Internet y cable bajen en la ciudad, optar por la tecnología satelital será sin duda un costo más elevado que la tecnología de la fibra óptica, pero es la única alternativa para el área rural.

Yo entiendo que con el satélite es justamente acortar dicha brecha que existe en el nivel de acceso a las telecomunicaciones".

Marco Paredes, Director de Electrónica JALA Soft

“Con seguridad cuando se ha realizado el estudio del lanzamiento se ha pensado en reducir la brecha tecnológica que tradicionalmente ha separado a Bolivia de los países más avanzados. Desde ese punto de vista es una inmensa contribución el lanzamiento de ese satélite”.

Nadia Eid, Gerente de Comunicación TIGO

“Nosotros ya hemos tenido un acercamiento, estamos viendo cuáles son las condiciones de la propuesta comercial y a partir de ahí vamos a  llegar a acuerdos. Por supuesto que vamos a optar por ellos si el precio comparado con las demás es más atractivo”.

Ivan Zambrana, director General aiABE

“Dentro de las ciudades no tendrá un gran impacto en los precios, pero sí en los costos para áreas rurales, con un satélite prácticamente van a poder recibir (el servicio) a un costo similar al que tienen en las ciudades”.

 

ESCEPTICISMO Y EXPECTATIVA EN LANZAMIENTO

La próxima puesta en órbita del satélite Túpac Katari llega con una serie de interrogantes que no han sido respondidas según algunos analistas de diferentes ramas.

Una de las preguntas es sobre el objetivo de la adquisición del satélite. Esto está relacionado   con la economía y ahorro en telecomunicaciones; la rebaja de costos; la democratización del acceso y la independencia del país en el uso del satélite. Otra opción es que tenga un fin electoralista.

El analista físico, Francesco Zaratti, cuestionó la necesidad del gasto de 300 millones de dólares para emprender este proyecto, pues según dijo existen abundantes satélites comerciales para brindar este servicio que podría resultar tal vez menos costoso; y que tampoco se conoce si realmente tendrá un objetivo que cubra a la mayoría de los pobladores bolivianos o será en su mayoría al área rural.

Para Marco Paredes, Director de Electrónica de Jala Sotf, no está claro si el hecho significará una reducción de costos de los servicios, pero si es cierto que Bolivia dejará de ser un país totalmente marginado respecto a temas tecnológicos y llegará a cubrir a todo su territorio con tecnología, “sobre los costo seguramente las autoridades estarán viendo ese tema”, dijo.

“En efecto, la justificación del millonario costo del satélite reside, según el Gobierno, en el servicio que prestará al área rural.

Sin embargo, se trata de un camino largo, costoso e incierto. Es un proceso lento, donde hay tiempos tecnológicos (antenas y receptores de señal en cada pueblo), tiempos económicos (costos por llegar al campo) y tiempos educativos "habrá que desarrollar contenidos propios, ojalá no electoralistas o partidistas”, acotó Zaratti.

Otra duda es sobre la vida de un satélite Chino que, según las mismas autoridades, va desde los 5 años hasta 15 y si la inversión será recuperada con alquileres en el interior y el exterior del país. En Venezuela se abrió la polémica de la falta de utilidad de su satélite que ya tiene 4 años de vida, pero se cuestiona si está siendo usado en toda su capacidad.

Lo cierto

1. El Túpac Katari es un tipo de satélite estacionario que permitirá llegar a los rincones del país. Su uso está pensado en democratizar la información en el área rural con la transmisión de datos en Telemedicina y la Teleducación.

2. Tiene un costo de más de 300 millones de dólares y el costo menor será la implementación de los 2500 telecentros.

3. Fue adquirido para democratizar el acceso a la tecnología,  sobre todo en el área rural caracterizado por estar al margen de las nuevas tecnologías, y reducir los costos.

4. Es el quinto país en tener un satélite en América Latina, lo que le da independencia y renombre al país que actualmente ocupa uno de los últimos lugares por las cifras de su brecha digital.

Lo incierto

1. ¿El uso que se le dará impulsará un acceso equilibrado a la  información? ¿Habrá libertad de acceso? ¿Se hará un filtro de “basura” en las redes? ¿Se despojará de información electoralista?

2. ¿Cuál es el costo de mantenimiento del satélite y la implementación de todo el despliegue necesario? ¿Es más económico que alquilar el servicio?

3. ¿Cuánto tiempo será su vida útil, cubrirá su uso el gasto realizado? ¿Los costos de los servicios realmente serán más bajos? ¿En el campo la población podrá pagar los servicios o serán gratuitos?

4. ¿Dependerá de los permisos  de “pisadas” y/o “repuestos” para su mantenimiento? ¿Se venderá servicios a otros países para su mantenimiento y pago del mismo? ¿Qué políticas utilizarán con las empresas que requieren los servicios de otros países para conseguir los 40 millones de dólares al año que pretende generar el Gobierno con el satélite?

Fuente: Los Tiempos
Invitados a nuestro RSS feed recibe las actualizaciones vía email, o siguenos via Twitter.
Nombre: Email:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...